CEO dice General Motors se quedará en México

0
117

Pese a las amenazas del presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, la automotriz General Motors (GM) confirmó que fabricará su nuevo vehículo tipo SUV modelo Terrain en México.

Asimismo, ratificó que mantendrá la producción del compacto Chevy Cruze en sus instalaciones ubicadas en ese país.

Quien hizo estos anuncios fue la directora Ejecutiva de GM, Mary Barra, al agregar que la empresa expandirá la producción de su planta de Canadá para ensamblar el Chevrolet Equinox.

El renovado GMC Terrain fue presentado el domingo en el salón del del automóvil de la ciudad de Detroit, donde la ejecutiva dijo a la prensa que el modelo será fabricado en México.

Así mismo, la empresa usará sus instalaciones existentes para hacer frente a sus nuevos volúmenes de producción, refirió el vicepresidente de Ventas y Mercadotecnia Global de GM, Duncan Aldred, en entrevista con la agencia Bloomberg.

En declaraciones ofrecidas a medios de información, Barra rechazó que GM haya considerado transferir su producción de autos pequeños de México a Estados Unidos, debido a que los proyectos de manufactura de un vehículo no pueden ser revertidos fácilmente.

“Este es un negocio de largo plazo con inversiones altamente intensivas de capital. Son decisiones que fueron tomadas hace dos, tres o cuatro años”, explicó Barra.

“Muy pronto para especular”

La semana pasada, Trump hizo esta advertencia en su cuenta de Twitter: “General Motors está enviando sin pagar impuestos en la frontera los modelos Chevy Cruze hechos en México a distribuidores de Estados Unidos. Háganlos en Estados Unidos o paguen un fuerte impuesto fronterizo”.

GM fabrica modelos Cruze en su planta de Lordstown, en el estado de Ohio, en tanto que su modelo de cinco puertas (hatchback) es fabricado en su planta de Coahuila, México.

Unos 4,500 de estos autos construidos en México fueron vendidos en Estados Unidos en 2016, según la propia empresa.

Por lo pronto, Barra consideró que “es muy pronto para especular” acerca del impacto potencial del posible impuesto fronterizo mencionado por Trump.

Y matizó que la armadora quiere ser “parte de la solución que permita al país (Estados Unidos) fortalecerse junto con sus empresas”.

Mientras tanto, la japonesa Toyota —también amenazada por Trump— anunció este lunes en declaraciones a medios de información que planeaba invertir 10,000 millones de dólares (mdd) en Estados Unidos durante los próximos cinco años, monto similar al que invirtió el pasado lustro.

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta