Diálogo con comerciantes nocturnos para otorgar permisos temporales de ocupación del espacio público

0
90

La Alcaldía Distrital, representada por la Secretaría de Control Urbano y Espacio Público, la Secretaría de Gobierno y la Oficina para la Seguridad y Convivencia Ciudadana, se reunió con las asociaciones de comerciantes nocturnos Asonocturnos, Ciupa, Comité Intergremial Unidos por el Atlántico, Undeco, Red de Apoyo y Convivencia Ciudadana, buscando definir el tema de permisos para la ocupación temporal del espacio público de uso particular, conforme a las normas vigentes.

Durante la jornada, realizada en el comando de la Policía Metropolitana de Barranquilla,  los secretarios Henry Cáceres, Clemente Fajardo y Yesid Turbay, la jefa de Espacio Público, María Teresa Rubio, y el comandante de la Policía Metropolitana, general Mariano Botero, atendieron las dudas de los comerciantes nocturnos que manifestaron total disposición para respetar la normativa y obtener permisos que beneficien su actividad comercial.

Se acordó que la Secretaría de Control Urbano y Espacio Público conformará mesas de trabajo para establecer los requisitos de los permisos, según las particularidades de cada establecimiento. La decisión es interdisciplinaria, entre la Oficina de Seguridad, la Secretaría de Control Urbano y Espacio Público y la Secretaría de Gobierno. Todas las autoridades deben dar concepto si avalan o no una ocupación del espacio público y si cumple con las condiciones para no afectar el bienestar de la comunidad y la seguridad de los clientes. Se estudiarán las condiciones especiales y el aforo permitido a los establecimientos.

La Oficina de Seguridad propone revisar los antecedentes de establecimientos, para determinar si conviene o no otorgar dicho permiso. También se planea hacer extensiva la iniciativa a Secretaría de Tránsito, para estudiar el tema vial.

Los establecimientos deberán estudiar cuáles implicaciones tienen sus negocios en el espacio público, si la ocupación se presta para generar situaciones de inseguridad, entre otras. La Policía deberá acudir al lugar y los locales no entrarán en el grupo de establecimientos beneficiados con permisos de ocupación. El uso excesivo del licor, del área u otro tipo de elementos y situaciones no se conciben dentro de los beneficios de dichos permisos.

Con esta reunión se da apertura al diálogo entre comerciantes dispuestos a respetar la normativa y las autoridades competentes.

La Secretaría de Control Urbano y Espacio Público seguirá llevando a cabo sus operativos en las diferentes localidades regulando la ocupación indebida del espacio público.

La Policía Metropolitana de Barranquilla destacó que el Código Nacional de Policía y Convivencia está rigiendo y los comportamientos contrarios a la integridad del espacio público son multados.

El secretario de Control Urbano y Espacio Público, Henry Cáceres, afirmó que esto es un primer paso que da inicio a un diálogo para establecer las condiciones que dichos permisos de ocupación deben incluir: “Un trabajo conjunto entre comerciantes nocturnos, Policía de Barranquilla y Alcaldía generará un pacto para mejorar el comportamiento ciudadano”, expresó.

No hay comentarios

Dejar una respuesta