A los hogares del barrio Por Fin entraron las obras para cumplir sus sueños

0
276
  • El mandatario entregó 63 mejoramientos en el barrio Por Fin, el cual, además, quedará 100% pavimentado este año.

Ana intentó hablar, buscó las palabras para expresar su agradecimiento por las remodelaciones que hicieron en su casa, pero los nervios y la emoción se apoderaron de ella. Lo único que pudo hacer en medio de un llanto de alegría fue exclamar: “¡Gracias!”.

Su mensaje iba dirigido al alcalde Jaime Pumarejo. Lo tenía enfrente. El mandatario visitó su casa para ver cómo habían quedado los trabajos que se hicieron en las últimas semanas en el interior de su vivienda. Se abrazaron. Para el alcalde, esta obra se trata de un acto de solidaridad para mejorar la calidad de vida de ella y de su familia.

“Por mucho tiempo pensé hacer un préstamo para los arreglos de la casa, pero me salía muy caro, después me llegaron con esta noticia, que sí podía salir beneficiada con el mejoramiento de vivienda saludable. Hoy siento mucha emoción porque nunca pensé que pudiera tener esto, lloro de felicidad porque ya lo tengo”, expresó esta barranquillera que ha vivido 50 de sus 57 años en su hogar ubicado en el barrio Por Fin.

Hasta este sector llegó el mandatario distrital a visitar 9 de los 63 mejoramientos de vivienda que se ejecutaron para devolverles la dignidad a las familias, interviniendo espacios como cocina, baño, pisos, redes hidráulicas, redes eléctricas o fachadas, de acuerdo con los requerimientos en cada casa. En 2022 se intervendrán 1.650 viviendas.

“Este programa cambia la vida de las personas, porque llega en un momento de necesidad. Esto es un impulso para muchos de los beneficiarios, por ejemplo, para montar emprendimientos, para otros sirve para poder cocinar con salubridad a su familia, para tener un baño digno, porque a veces en los hogares hay necesidades más urgentes como los estudios o los servicios, y ahora les damos la mano”, expresó el alcalde Pumarejo en la nueva cocina de Ana María Pulgarín.

Una a una, el alcalde recorrió cada casa y escuchó atentamente el impacto en la vida de los beneficiarios. Así fue como también llegó donde Héctor Mejía, quien se denomina un ‘milagro de Dios’ tras sobrevivir dos meses internado con COVID en una clínica de la ciudad. A él, contó, lo mantuvo con vida el trabajo de los médicos y su deseo de seguir luchando por el futuro de sus hijos, que pronto se graduarán de bachillerato en la Institución Educativa Distrital Manuel Elkin Patarroyo para luego continuar sus estudios en el programa ‘Universidad al Barrio’.

“Saber que ahora tenemos un hogar en mejores condiciones es un alivio porque uno siempre quiere lo mejor para la familia. Estoy muy agradecido por hacerlo posible, por cambiar nuestras condiciones de vida y por darnos las oportunidades con este y otros programas”, dijo Héctor.

El alcalde, quien estuvo en compañía del secretario de Obras Públicas, Rafael Lafont, y el gerente de Desarrollo Social, Alfredo Carbonell, apuntó que en Por Fin también se están ejecutando intervenciones en su malla vial.

El secretario de Obras especificó que se trabaja en una vía de 800 metros y otras de 400 metros, proyectando que para finales de este 2022 el barrio quedará 100% pavimentado, beneficiando a 9500 habitantes.

“El alcalde está entregando mejoramientos de vivienda en todas estas zonas, además con el programa Barios a la Obra, este sector quedará 100% pavimentado, teniendo en total 59 vías, impactando en 9500 habitantes, lo que ha cambiado el barrio por completo”, explicó.

El funcionario agregó que todos estos mejoramientos cuentan con lo que se requiere para que la gente tenga espacios más higiénicos, mitigando así los riesgos a los que se encuentren expuestos. “Los mejoramientos saludables tienen cocina, baño, piso de la sala, de cocina, y cuando tienen los baños en buen estado se les hace pisos de los cuartos, tienen también las instalaciones eléctricas y algunas instalaciones hidráulicas y sanitarias”.

No hay comentarios

Dejar una respuesta