El nuevo aire que se vive en el Centro de Barranquilla: estos son los espacios recuperados

0
176
  • Los proyectos de revitalización de este importante sector avanzan dentro de lo previsto. Con San Nicolás, Robertico, la Esquina del Arte y, pronto, El Gran Bazar se reubicarán a más de 1.100 vendedores en la primera etapa.

Desde hace más de 20 años, como si fuera una cita amorosa, Jair Acevedo acude cada quince días al Centro de Barranquilla a proveerse de la mejores frutas y verduras frescas. Siempre ha soñado con ver el sector transformado, más agradable y más limpio: “Que den ganas de quedarse”, dice entre risas este cliente fiel, que se siente feliz con los cambios que hoy se ven en esta zona.

“Lo que yo más compro son frutas, verduras, plátano, yuca, todo lo que es para la casa porque los productos son de buena calidad. Además, por el calor humano, porque son unas personas muy amables, es muy económico y hasta dan ‘ñapa’. Me gustaría que fuera más organizado, tanto para el vendedor como para el comprador”, relata Acevedo.

Ese anhelo de Jair es uno de los objetivos que ya se empezó a lograr dentro de la renovación y recuperación del Centro Histórico de Barranquilla, que hace parte del Plan de Desarrollo 2020-2023. Se trata de un proyecto integral que contempla protección del patrimonio, el rescate del espacio público y desarrollo económico, y que busca darle un mejor lugar de trabajo a más de 3.000 vendedores estacionarios.

Y es que cada vez hay más razones para volver al Centro de Barranquilla. Su transformación y revitalización es una realidad para todos: comerciantes y vendedores que empiezan a contar con mejores condiciones y espacios para ofrecer sus productos, en un ambiente más organizado, de renovadas calles, callejones y hermosas edificaciones patrimoniales.

Estos avances los inspeccionó hoy el alcalde Jaime Pumarejo con el secretario de Control Urbano y Espacio Público, Ángelo Cianci, en un recorrido que realizó por sectores que están siendo intervenidos para mejorar las condiciones de quienes lo habitan, trabajan y lo visitan.

“Estamos trabajando para terminar una buena parte de los mercados públicos y vamos a trasladar a más de 3.000 vendedores estacionarios para recuperar y poder disfrutar la magia del Centro de Barranquilla”, dijo el alcalde.

En su recorrido por las distintas obras que se están ejecutando en el Centro de la ciudad, el mandatario resaltó que ya hay hechos palpables que dan muestra del compromiso de la Administración distrital con el proyecto de recuperación que permitirá que los barranquilleros y visitantes puedan pronto disfrutar de nuevos espacios como el Banco Comercial de Barranquilla y el Banco Dugand, que pronto estarán al servicio de los ciudadanos con diversas actividades culturales.

El renacimiento del Centro

Este aire de un Centro renovado se muestra desde hace un par de meses en proyectos como la Esquina del Arte, las galerías comerciales Robertico y San Nicolás, la recuperación del espacio público del Paseo Bolívar, fachadas como las del antiguo Banco Dugand, Bancomercio y Galería 32; y ahora con el ‘Gran Bazar’, el cual llegará con toda su delicia, aroma y sabor a un sector de Barranquillita, donde se plantea alojar a 1.100 vendedores aproximadamente, donde se comercializarán principalmente verduras, frutas, productos frescos, carnes y pescados, entre otros.

Para el secretario de Control Urbano y Espacio Público, Ángelo Cianci, la visión del alcalde Jaime Pumarejo es “que los espacios comerciales del Centro sean tan cómodos y dignos para los comerciantes, como funcionales y amigables con la ciudad”.

El Plan Maestro de Mercados de Barranquilla comprende inversiones en las diferentes plazas que hoy funcionan, y busca tener los mercados del Centro de la ciudad en buenas condiciones físicas, de acceso, de salubridad, para los vendedores y clientes.

El talento de la Esquina del Arte

Así como las expectativas de cambios se empieza a sentir entre los vendedores de frutas, los que ya están felices disfrutando de los cambios son los comerciantes de la Esquina del Arte con la transformación de su espacio, entregado el pasado 30 de junio por la Alcaldía de Barranquilla y su Secretaría de Control Urbano y Espacio Público.

Esta obra le ha dado una nueva cara a la esquina del Paseo Bolívar con carrera 39, donde hoy todos aquellos que trabajan con el icopor y la madera o hacen muralismo y pintura, trabajan muy cómodamente.

La Esquina del Arte tiene 450 metros cuadrados y está dotada de mobiliarios diseñados especialmente para el trabajo manual, con puntos hídricos, baños, zonas verdes y un espacio recreativo para los más pequeños.

Anteriormente, La Esquina del Arte se había convertido en una zona de basura, drogas, delincuencia y otras actividades, pero ahora se ha recuperado no solo para darle mejores condiciones laborales a los artesanos del icopor y la madera, sino que se convirtió en el primer parque infantil para el disfrute de los niños de la Fundación Mi Hogar, que lidera la pareja de comerciantes María Sandoval y Fabio Rodríguez. Su labor es mejorar las condiciones de vida de menores del Centro en condiciones de vulnerabilidad.

Robertico y San Nicolás ya son una realidad

Los más de 300 vendedores de artículos como ropa, calzado, bisutería, accesorios y celulares se sienten contentos con la recuperación del edificio Robertico, donde desde hace un mes se abrió la Galería Comercial Robertico y San Nicolás, ambas obras vitales en el proyecto de renovación del Centro Histórico de Barranquilla.

La Galería Comercial Robertico se encuentra ubicada en la calle 30 # 42-25 y tiene un área total de 1.978 metros cuadrados aproximados. Y la Galería Comercial San Nicolás, en la carrera 41 # 32-23, tiene un área total de 1.693 metros cuadrados aproximadamente.

Los beneficiarios en ambas edificaciones son vendedores que han sido trasladados de zonas del Centro donde no contaban con el espacio adecuado para sus labores, como la carrera 43 entre calles 30 y 34, Paseo Bolívar, fachada de Bancomercio y el ‘Callejón del Meao’, espacio público que se ha devuelto para el gozo y disfrute de los barranquilleros.

Este proceso de recuperación del espacio público también tocó el llamado ‘Callejón de las Cocineras’, ubicado en la carrera 42B entre calles 30 y 31. Estas señoras, después de más de 25 años, pasaron a ocupar con sus delicias gastronómicas un espacio en la Galería Comercial Robertico.

Intervención del ‘Callejón del Meao’

En el marco de la convocatoria lanzada por el Distrito y el concurso BID CitiesLab para intervenir callejones del Centro Histórico se desarrollará una estrategia integral de intervención urbana para el casco antiguo de la ciudad a través de la recuperación y reactivación de un conjunto de callejones como lugares de encuentro, actividad económica y núcleo vital del desarrollo de Barranquilla.

El llamado ‘Callejón del Meao’ es el primero que se intervendrá. Está ubicado en la carrera 42C entre calles 30 y 33 y se espera que sirva como semillero e incubadora del talento joven en temas urbanos a partir de una red de trabajo con universidades, ofrecer experiencia directa para potenciar planes y proyectos reales, así como promover un espacio participativo que ponga en discusión los paradigmas de la disciplina y logre embellecer y recuperar sectores olvidados del Centro.

Jhovanni Contreras, un curtido vendedor del Centro de 52 años, dice que desde niño ha estado en este lugar, porque sus padres lo llevaban y ahí creció y siguió en el negocio. Él está ansioso porque llegue su turno para gozar de un sitio donde trabajar dignamente: “El Centro me lo ha dado todo. Es mi ser, mi vida, he logrado llevar a mis hijos a un buen lugar, estamos esperando la reubicación, queremos que todo sea más digno para nosotros, y con el apoyo de la Administración habrá un mejor desarrollo y futuro”.

Las cocineras y cocineros que ocupaban hace 10 años este callejón fueron reubicados en las nuevas cocinas de la Galería Comercial San Nicolás, equipadas con estufas a gas, puntos de agua, zona de cafetería y baños, un espacio amplio y bien iluminado que tiene una de las mejores vistas hacia la Iglesia de San Nicolás.

El Paseo Bolívar muestra su mejor cara en años

Comerciantes y transeúntes celebraron la reubicación de, al menos, 300 vendedores que ocupaban los andenes de este histórico sector de Barranquilla entre las carreras 41 a la 43 para pasar a las Galerías comerciales Robertico y San Nicolás.

El impacto visual es innegable. Los andenes, que durante muchos años estuvieron repletos de chazas, volvieron a estar despejados y aptos para cumplir su función: un espacio idóneo para el caminante. Ya es historia la muralla generada por la oferta de ropa, frutas, peluquerías y puestos de comida que le restaba visibilidad a la colonial infraestructura de algunos edificios y, de paso, a los cientos de locales comerciales formalizados que ahí estaban establecidos.

Recuperación calle 32

En el 2020 se recuperó la calle 32. De esta vía, 120 vendedores que se encontraban entre las carreras 41 y 45 del Centro de Barranquilla fueron dispuestos por la Secretaría de Control Urbano y Espacio Público en lugares acordes a su actividad económica, lo cual permitió la recuperación de 1.200 metros cuadrados de espacio público en esta zona y la recuperación de la fachada del antiguo Banco Dugand, un hito aplaudido hasta el día de hoy.

Fachada Bancomercio

El pasado 10 de junio, en la reubicación definitiva de los vendedores en las Galerías comerciales San Nicolás y Robertico, se relocalizaron 20 vendedores que ocupaban la fachada de Bancomercio, y se logró la recuperación del espacio público de la fachada de otro antiguo banco lleno de historia y belleza arquitectónica.

Fachada Galería 32

Otro escenario que gozó de la recuperación de su fachada, gracias a la reubicación de artesanos del icopor y la madera, que ocupaban temporalmente la fachada de esta galería comercial, fue la de Galería 32, otro escenario que en años anteriores también sirvió de lugar para reubicar a unos 64 vendedores en la calle 32 No. 40-49.

No hay comentarios

Dejar una respuesta