En Puerto Colombia, reconocido restaurante se quedó sin energía por deuda de $43 millones

0
222
  • El cliente ha sido suspendido por la empresa Air-e anteriormente, siendo reincidente en la reconexión del servicio.

La empresa de energía Air-e realizó la suspensión del servicio eléctrico del reconocido restaurante Fratelli, ubicado en el municipio de Puerto Colombia, por presentar una deuda del orden de los 43 millones de pesos.

Este procedimiento desarrollado en el establecimiento comercial en la calle 2 con carrera 14B hace parte del plan de acción de la compañía con el que se busca recuperar cartera de clientes morosos y contrarrestar la ilegalidad por parte de aquellos que se conectan a la red eléctrica sin autorización.

Es de precisar que en este restaurante anteriormente se había realizado la suspensión del servicio. En posterior visita técnica al predio se evidenció que el cliente comercial se encuentra auto reconectado a la red, además ha mostrado negativa para pagar la deuda o lograr un acuerdo con la compañía.

“Lamentablemente ciertos usuarios comerciales con deudas millonarias insisten en auto reconectarse de manera ilegal, evadiendo el pago del servicio de energía y afectando el servicio de la comunidad que los rodea. En el caso de la pizzería en Puerto Colombia, hemos realizado un corte drástico con retiro de la acometida para evitar que este usuario evada nuevamente su obligación de pagar el servicio”, comentó la directora comercial de la compañía, Claudia Liliana Gómez.

Otros operativos de suspensiones en Atlántico

Entre los operativos recientes por parte de Air-e se hizo la desconexión del suministro eléctrico de un taller metalmecánico ubicado en el barrio San Roque, de Barranquilla, por presentar una deuda de 216 millones de pesos y desde hace más de 12 años no paga la energía.

Este establecimiento comercial en la carrera 36 con calle 34 se encontró auto reconectado de forma directa evadiendo el equipo de medida y, por ende, el pago real del servicio de acuerdo con su consumo.

Adicional, en el municipio de Soledad el Motel Don Juan Gaitán Echeverría, ubicado en la carrera 14E con calle 62, fue suspendido por presentar 31 facturas vencidas que suman 36 millones de pesos.

Air-e hace un llamado a los clientes con deudas en las facturas para que se acojan a los diferentes planes de financiación que ofrece con el fin de evitar suspensiones en el servicio y contribuir a la transformación de la energía en la región.

No hay comentarios

Dejar una respuesta