EXCELENTE NOTICIA: Alcalde Pumarejo recibe 11 ventiladores donados por la Fundación Santo Domingo

0
353

En las instalaciones del CAMINO Adelita de Char, el alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo Heins, recibió 11 ventiladores que fueron donados por la Fundación Santo Domingo y que inmediatamente ingresaron a la Unidad de Cuidados Intensivos de este importante centro hospitalario.

“Hace un par de meses, cuando estábamos planeando cómo atender esta crisis, sabíamos que íbamos a necesitar ventiladores y hoy han llegado”, dijo.

Se trata de 11 unidades que pasan a camas UCI a salvar vidas.

El alcalde reconoció a la empresa privada sus aportes en esta crisis y particularmente a la Fundación Santo Domingo por su compromiso y solidaridad con la ciudad. “Esta es una primera entrega, en los próximos días debemos recibir 10 ventiladores más, que nos permitirán completar una capacidad robusta de la red hospitalaria de Barranquilla”, señaló.

El alcalde insistió que con estos nuevos equipos se salvarán vidas y se apoyará la labor de los profesionales y personal asistencial que atiende la emergencia del COVID-19 en la ciudad. 

“Hoy los recibimos en el Adelita de Char, donde tenemos a médicos y enfermeros que llevan más de 90 días en el frente de batalla, hoy les estamos entregando más herramientas para que sigan cuidando a los barranquilleros”, dijo el mandatario.

Con la donación de la Fundación Santo Domingo y el esfuerzo propio del Distrito, “nuestra capacidad está creciendo en más de 110 respiradores, a los que se sumarán 49 que debemos recibir esta semana del Gobierno Nacional”.

La ciudad suma ya 492 camas de Unidades de Cuidados Intensivos en plena operación. 

Eso significa que Barranquilla nuevamente se consolida como una de las redes públicas más robustas del país, “y no solo con los mejores equipos, sino con los profesionales más consagrados a su tarea”, señaló el alcalde, al respaldar la labor de los médicos, enfermeras y personal de los centros de salud.

La Fundación Santo Domingo cuantificó la donación en 3.600 millones de pesos, entre los que se incluyen elementos de protección, respiradores y equipos que permitirán, además, ayudar a realizar mayor número de pruebas.

No hay comentarios

Dejar una respuesta