Gobernadora inspeccionó obras de limpieza de canales y arroyos en Sabanalarga y Usiacurí

0
169
  • En Usiacurí, de la mano con la Defensa Civil, la Gobernación levanta los censos, lleva ayudas humanitarias y garantiza el arriendo de 16 familias, cuyas casas han colapsado y están en alto riesgo de vulnerabilidad.

La gobernadora del Atlántico, Elsa Noguera, visitó este lunes barrios afectados por las fuertes lluvias en los municipios de Sabanalarga y Usiacurí, para revisar el avance de las obras de limpieza de canales y arroyos que ejecuta con maquinaria la Gobernación.

“Seguimos visitando los barrios más afectados por la ola invernal. Hoy el turno es para Sabanalarga, estamos en Villa Verano, Villa Lewis y Santa Rosa segunda etapa. Aquí fue impresionante cómo se taponaron todo estos canales y arroyos, el agua no tenía por dónde pasar, llegó hasta un metro de alto. Por eso, estamos interviniendo con maquinaria para que, si sigue lloviendo, el agua tenga por dónde circular, haciendo limpieza de estos cauces para que no se vivan más momentos de angustia como los que vivieron hace dos fines de semana”, indicó la mandataria.

En Sabanalarga, la Secretaría de Infraestructura del departamento ha dispuesto maquinaria para ejecutar labores de limpieza en el cuerpo de agua de Puerto Amor y adecuación del cauce en arroyo San Carlos. Además, se hace la conformación de taludes para recuperar el funcionamiento los mismos.

“Con el apoyo del Ejército Nacional, se están instalando 600 sacos en laderas del arroyo Villa Verano – Santa Rosa, para evitar la pérdida de la estabilidad total de la zona”, afirmó la secretaria de Infraestructura, Nury Logreira.

La Gobernadora también visitó el barrio Paraíso de Usiacurí, uno de los sectores más afectados del municipio por las intensas lluvias. “Aquí el arroyo El Pueblo, que atraviesa todo Usiacurí, se ha venido abajo y ha venido socavando ciertas zonas en su recorrido. Por eso, trajimos maquinaria a Usiacurí, trabajando de la mano con la Defensa Civil, levantando los censos, trayendo ayudas humanitarias y hemos garantizado el arriendo de 16 familias, cuyas casas han colapsado y están en alto riesgo de vulnerabilidad, para que puedan dormir tranquilas mientras resolvemos el problema de fondo”, sostuvo Noguera.

Asimismo, en Usiacurí, con la ayuda de maquinaria se removieron residuos del cauce del arroyo Mamón, para evitar taponamientos.

Atención en nueve municipios

Además de las intervenciones en Sabanalarga y Usiacurí, en total son nueve municipios donde la Gobernación del Atlántico, a través de la Secretaría de Infraestructura, atiende con maquinaria las emergencias registradas por las intensas lluvias de las últimas semanas.

“Ante las emergencias ocasionadas por las lluvias, la Secretaría de Infraestructura ha dispuesto maquinaria amarilla en nueve municipios del Atlántico y se realiza limpieza y remoción de residuos sólidos, obras de protección con sacos ‘big bags’, perfilamiento de taludes y remoción de derrumbes en vías del Atlántico”, dijo la secretaria de Infraestructura, Nury Logreira.

En Malambo, en el arroyo San Blas, se está limpiando y removiendo residuos, y se instalan ‘big bags’ de protección, para evitar desvíos del caudal.

En Galapa, se removieron residuos del cauce del arroyo Grande de La Cantillera y Pueblito.

En Santo Tomás, se hizo la reparación de un tubo para drenar las aguas lluvias del municipio a la ciénaga y limpieza de tarulla.

De igual modo, en Puerto Colombia se llevaron a cabo labores en varios sectores. En los arroyos de Salgar y Pradomar se removieron los residuos del cauce, mientras que en los barrios Altos de Girasoles y Brisas de Puerto se removió un deslizamiento de tierra de una ladera.

La maquinaria también trabajó en el arroyo de Pital de Megua, ubicado en la entrada del corregimiento, donde se limpió su cauce.

Por último, en el arroyo Grande, sector del puente El Vaivén (Juan de Acosta), se va a hacer obras de protección por procesos erosivos, limpieza del cauce y perfilado de taludes; en el casco urbano, se harán obras de protección con sacos ‘big bags’ y se removerán derrumbes.

En estas labores de mitigación en nueve municipios, la administración departamental invierte 4.000 millones de pesos.

Habilitación de vías

Las lluvias también han afectado la movilidad de los atlanticenses, por los derrumbes ocasionados en varios sectores.

Es por eso que la administración departamental ha dispuesto maquinaria amarilla para habilitar el paso de vehículos livianos en las vías de Usiacurí – Aguas Vivas; Juan de Acosta – Chorrera; Piojó – Hibácharo y Piojó – Juan de Acosta.

Además, se trabaja para habilitar un nuevo paso entre Piojó y Aguas Vivas, y se hacen obras de protección en el puente vehicular ubicado en el kilómetro 3 de la vía Piojó – El Vaivén.

No hay comentarios

Dejar una respuesta