Patrullera Amanda Díaz Madera, una mujer que decidió por convicción ser Policía

0
322
  • Esta uniformada, con cinco años de carrera en la institución, presta sus servicios en la comunidad de Talaigua Nuevo.

Responsable, directa y sensible. Así se describe la patrullera Amanda Sofía Díaz Madera, quien desde hace cinco años se viene desempeñando como miembro del Departamento de Policía Bolívar, prestando actualmente sus servicios en la Estación de Policía de Talaigua Nuevo.

Llegó a esta población, perteneciente a la subregión de la Depresión Momposina Bolivarense, hace aproximadamente un año. Allí, no sólo hace parte de la Patrulla de Vigilancia, sino que también tiene a cargo la Unidad de Derechos Humanos y la Oficina de Atención al Ciudadano, demostrando en cada una de estas funciones, su calidez, profesionalismo y sentido de pertenencia con la Institución.

Nacida en el seno de una familia campesina en Chinú-Córdoba, esta uniformada vio en el ejemplo de su hermano mayor y en siete de sus primos, las razones que la motivaron a vincularse a la Institución, pues el trabajo que sus familiares realizan como policías la inspiraron a portar el uniforme, no como un deber, sino por convicción a sus principios y valores como persona.

Tomó la decisión de formarse como Técnico Profesional en Servicio de Policía a los 24 años de edad, proceso que realizó en la Escuela de Policía Provincia de Sumapaz, ubicada en el municipio de Fusagasugá, en el departamento de Cundinamarca, donde tras un año de estudios, se graduó en el 2017, siendo asignada al Departamento de Policía Bolívar.

Luego de un breve paso por la Estación de Policía en Arjona, la patrullera Díaz Madera es trasladada al Carmen de Bolívar donde su labor en esta población le permitió no sólo comprender las necesidades de las comunidades y que trascienden más allá de los temas de seguridad y de lucha contra el delito. Por esa razón, su trabajo lo ha enfocado en el fortalecimiento de la confianza institucional, desde un mejor relacionamiento con los ciudadanos; procurado no sólo la promoción de la sana convivencia, sino también, el velar por quienes más lo necesitan.

“Los temas de la niñez y la juventud, son particularmente, los que más sensibilidad me generan, por eso, como policía, he procurado desempeñar mi labor en beneficio de esta población. Escucharlos, interactuar con ellos, conocer los entornos en los que desarrollan y llevar a ellos el trabajo que hacemos en la Institución, es la manera como siento que estoy contribuyendo a impactar en su vida y ellos en la mía”, expresa.
Ser policía, la ha hecho aún más consciente de su condición de mujer. Es amable, servicial, está atenta al llamado, pero también es fuerte y ruda, si las circunstancias lo ameritan. Lo anterior, sumado a su rol de madre, esposa e hija, hacen de esta policía un ser de cualidades excepcionales como son todas las mujeres que trabajan en la Policía Nacional de Colombia y en el Departamento de Policía Bolívar.

Estas múltiples facetas que caracterizan la vida de la patrullera Díaz Madera, la impulsan a levantarse cada mañana con la mejor disposición para cumplir con el deber y regresar a casa -donde la esperan sus pequeños Sara y Saul, y su compañero de vida, el patrullero José David Luna Herrera, para fortalecerse en ellos y su amor, para continuar con su misión: el de obrar por y para los demás.

“Como mujer, todas somos capaces de realizar y desempeñarnos en cualquier cargo o trabajo, por eso agradezco a la Policía Nacional, porque me ha permitido desarrollarme y ser lo que soy. Desde el Comando de Policía Bolívar y del apoyo que me brinda el Intendente, Luis Fernando Castillo Serrano, comandante de la Estación de Policía de Talaigua Nuevo, he logrado realizar mi labor con respeto y dignidad. Me siento orgullosa de ser policía”, puntualiza la patrullera Díaz Madera.

No hay comentarios

Dejar una respuesta