Estudio revela que solo el 49 % de los veterinarios siente que su profesión es valorada

0
443
  • Además, la encuesta también reveló que los dueños o tutores de animales no siempre tienen plena conciencia del esfuerzo enorme que realizan los veterinarios en su labor.

En el marco del Día Mundial del Veterinario, que se celebra este 27 de abril, Boehringer Ingelheim dio a conocer los resultados de una encuesta realizada a 1.056 veterinarios de animales de compañía, de producción y equinos de Europa, Estados Unidos y Latinoamérica. El estudio tuvo como objetivo explorar si los veterinarios se sienten valorados y comprendidos por los tutores o propietarios de animales, revelando que, solo el 49% experimenta reconocimiento en general hacia su profesión.

En cuanto a los niveles de apreciación de la profesión veterinaria las cifras se mantuvieron uniformes entre los distintos tipos de profesionales, para el caso de los veterinarios de mascotas (gatos y perros) la cifra fue del 48%, mientras que en los profesionales especializados en animales de producción y cuidado equino estuvieron entre el 55% y 42%.

El análisis anterior está sustentado en variables específicas que describen aún más este hecho. Algunas de ellas son que solo el 66% de los veterinarios considera que sus propios clientes valoran su nivel de conocimientos técnicos; el 61% su habilidad para abordar dilemas éticos, incluida la eutanasia; y el 57% el hecho de que ellos brindan un amplio rango de cuidados.

Sin embargo, la encuesta también reveló que los clientes no siempre tienen plena conciencia del esfuerzo enorme que realizan los veterinarios en su labor. De la totalidad de los encuestados, el 49% se sintió poco valorado por sus clientes a la hora de entender la “resiliencia al estrés y el agotamiento emocional” que se requiere en el trabajo, y el 48 % informó una subvaloración del hecho de que “trabajan a pesar de sentirse físicamente agotados” y la manera en que “compensan su equilibrio entre vida laboral y vida personal para ayudar a los animales”, respectivamente.

“Comprender las razones por las que los veterinarios sienten que su profesión es poco valorada, concientizar sobre aspectos complejos y a menudo no vistos de la labor del veterinario y, lo más importante, mostrarles a los profesionales veterinarios que reconocemos su trabajo esencial, es un primer paso importante. Como veterinario, sé que hay muchas cosas que amamos de este trabajo. Juntos, podemos mostrar la dedicación incesante, la compasión genuina y el conocimiento científico que se necesita para trabajar como veterinario. Realmente es una vocación a la que aspirar”, señala Fabio Paganini, miembro del Comité Ejecutivo de Salud Animal Global de Boehringer Ingelheim.

 Durante el análisis también se le pidió a todos los encuestados que mencionaran un aspecto clave de la profesión que les gustaría que las personas conocieran mejor. Las respuestas más frecuentes de los veterinarios de animales de compañía fueron “nuestra compasión y dedicación al bienestar animal, es decir, no al dinero” y “el compromiso de nuestra labor, así como las dificultades del rol”. En línea con ello, los veterinarios especializados en animales de producción y cuidado equino se refirieron a la “importancia, competencias y valor de la profesión”.

“Sin veterinarios, la seguridad alimentaria no se podría garantizar, los animales sufrirían innecesariamente y los seres humanos correrían un mayor riesgo de exposición a enfermedades infecciosas peligrosas. Sin embargo, el acceso a la atención veterinaria no debe darse por sentado. Los veterinarios cumplen una función clave en nuestra sociedad, son profesionales excepcionales que desempeñan un papel esencial en el cuidado y mejora de la salud de los animales y su entorno. Sin duda, estas cifras nos muestran un panorama retador, pero claro sobre las estrategias y acciones que podemos empezar a plantear para mejorar la estabilidad y el reconocimiento de la profesión veterinaria” dijo Nivaldo Grando, Líder de Salud Animal de Boehringer Ingelheim Colombia y Venezuela.

Boehringer Ingelheim, la Word Small Animal Vet Association (WSAVA), la World Association for Buiatrics (WAB), la World Veterinary Poultry Association (WVPA) y otras organizaciones se unen para visibilizar los aspectos complejos y difíciles de la atención veterinaria que a menudo no se ven y crear conciencia sobre el cuidado y el esfuerzo que los veterinarios dedican diariamente para forjar una sociedad cada vez más saludable.