Con 1.145 nuevos metros cuadrados de paisajismo en Las Cayenas, Barranquilla se sigue consolidando como una biodiverciudad

0
672
  • Desde el inicio de ‘Siembra Barranquilla’, en 2018, se han plantado 126.531 árboles en la ciudad.

En su apuesta por la protección del medioambiente y los entornos urbanos, a través de la creación de áreas verdes, programas educativos y la promoción de la movilidad sostenible, Barranquilla ha demostrado que es posible vivir en armonía con la naturaleza sin comprometer el desarrollo y la calidad de vida de sus habitantes.

Una de las principales acciones llevadas a cabo en esta transformación de Barranquilla como Biodiverciudad es la creación y mantenimiento de áreas verdes, parques, jardines y corredores turísticos, los cuales han sido diseñados y preservados estratégicamente para convertirlos en lugares de recreación para los ciudadanos, tal como ocurre en la urbanización Las Cayenas, en la localidad Metropolitana, donde fueron intervenidos 1.145 metros cuadrados de paisajismo.

La recuperación de este entorno, que se llevó a cabo gracias a un esfuerzo conjunto entre la Administración distrital y la comunidad del sector, permitió embellecer el frente de este conjunto residencial que colinda con la avenida Circunvalar, que en el pasado era un botadero de basuras y espacio para arrojar animales en descomposición.

Todo ha sido posible en virtud de los programas de educación ambiental implementados por la Alcaldía de Distrital a través del programa ‘Siembra Barranquilla’, cuyo fin es concientizar a los residentes de este, y otros sectores de la ciudad, sobre la importancia de preservar el medioambiente y adoptar prácticas sostenibles en sus vidas.

Para lograr este objetivo se han desarrollado talleres y charlas en escuelas, centros comunitarios y en la vía pública, fomentando la participación de la población en la protección y conservación de su entorno, explicó Liliana Prasca, presidente de la Junta de Acción Comunal del barrio 7 de Abril.

“Ha sido un trabajo arduo y de mucha gestión, para mitigar la contaminación ambiental que había. Se continúa trabajando para recuperar otros puntos críticos dentro y fuera de Las Cayenas”, anotó.

Por su parte, Carson Vergara, líder activo del sector, manifestó que para lograr este objetivo fue necesario un largo proceso de concientización que involucró a los residentes del sector y personas que aprovechaban el entorno como depósito de basuras.

“La comunidad ha batallado y diligenciado la recuperación de este espacio. El alcalde Jaime Pumarejo nos escuchó y desde ese momento se inició el proceso que muestra hoy una cara totalmente distinta de este sector. Ahora nos corresponde estar atentos y vigilantes de que se mantengan las obras de paisajismo”, apuntó Vergara.

En igual sentido se pronunció el vocero comunitario José de Moya: “Ya tenemos claro cuál es la ruta a seguir para mantener este espacio limpio y amigable con el medioambiente. Este debe ser un entorno para el disfrute de todos los vecinos. Es importante insistir en la educación ambiental para que la gente tome conciencia”, comentó.

Entre tanto, Rafael Pastor, líder comunitario, agradeció el esfuerzo de la Alcaldía de Barranquilla para dar solución a esta problemática e invitó a la administración a trabajar por el rescate de otros focos de contaminación en el sector de Las Cayenas.

Así va Siembra Barranquilla

Desde el inicio del proyecto, en 2018, se han sembrado 126.531 árboles y 599.321 metros cuadrados de paisajismo. En sectores como Alameda del Río, Puerta Dorada, Paseo de la Castellana y el parque Suri Salcedo se trabaja en la recuperación de zonas verdes, así como el mantenimiento de los sitios intervenidos.

Los esfuerzos de Barranquilla como biodiverciudad no han pasado desapercibidos. La ciudad ha recibido reconocimientos y premios a nivel nacional e internacional por su compromiso con la sostenibilidad y la conservación de la biodiversidad. Estos logros no solo generan un orgullo colectivo, sino que también atraen la atención de otros lugares que buscan replicar este modelo exitoso.

Barranquilla se ha convertido en un ejemplo destacado de cómo una ciudad puede comprometerse con los entornos urbanos y continúa liderando el camino hacia un futuro más verde y sostenible para las ciudades de todo el mundo.

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí